Inglés

Books and anime reviews, when I have time; I wrote tales, stories and unfinished novels (for now). Hobbies too and reflections. Mainly Spanish, sometimes English and maybe something in Japanese.

miércoles, 16 de agosto de 2017

[ESP] Million Yen Women (Reseña)

Esta vez, vengo calientito con una reseña de una serie que recién acaban de agregar en el catálogo de Netflix, una serie de 12 episodios de drama y misterio que, seguramente, les va a encantar tanto como a mi:

martes, 11 de julio de 2017

[ESP] Recomendaciones de anime


En esta breve entrada, les quiero recomendar dos series de anime que recién he terminado de ver a través de CrunchyRoll, ambas series me han gustado bastante y sacado algunas lagrimitas remi así que espero las disfruten tanto como yo.


viernes, 23 de junio de 2017

[ESP] ¿Te extraño, te creo o te recuerdo? (Cuento corto)

A veces no sé si te extraño. ¿Te extraño, te creo o te recuerdo? El gemido suave y profundo de tu voz,
resuena aún en mi oído. 

Los gases y sonidos de esta gran ciudad me ahogan, me ahorcan; me invitan a lanzarme directamente a las vías del olvido. Ya poco a poco me siento atrapado por el manto cruel de la indiferencia. 

Me haces falta, a pesar de no saber si era un recuerdo, una memoria o un invento. 

Me abruma el ruido de aquí, no me permite perderme en los juegos de mi mente donde una y otra vez gimes para mi.

Camino a través de los caminos fríos de concreto aplanado por los turbios y tortuosos pasos de aquellos viajantes sin rumbo alguno. Me siento frente a un monitor que succiona con su luz blanca y brillante la vida que solía acompañarme cada mañana.

Escucho también el golpeteo constante del tedio y la rutina sin destino. Mi cuerpo se oxida y la motivación que solía acompañarme, se escurre a través de las gotas que mi frente expulsa, impulsadas por el viejo y constante ruido de aquél ventilador metálico que no para de girar sobre sus propias angustias. 

Aún así, levanto a veces mi alma, pensándote e imaginándote.

Mi cuerpo se excita al pensar en tus curvas cubiertas por el fino velo que representa la noche de luna de los amantes. 

¡Ah! ¿Qué hice? ¿Qué hago? ¿Qué digo?

Las jaurías de perros se lanzan rapaces buscando saciar su carnal apetito. Luego, todo es asco. Olores y sensaciones repulsivas que me orillan a un llanto desconsolado. Mis manos se desprenden y mi satisfacción se convierte en mi flagelo, ¿Mi pasión? Mi verdugo. ¿Te soñé nuevamente o te viví una vez más?

Los motores ruidosos retumban en mi cabeza, el ácido y corrosivo smog destruye lentamente mis pulmones. Las partículas de la depresión saturan mi espíritu. 

Tus latidos, tus pechos, tus sentidos. ¿Es algo real o es acaso todo inventado?

Me ahogo, me aturdo, me pierdo.

¿Te sueño, te vivo o tan solo te anhelo? 

jueves, 22 de junio de 2017

[ESP] Notas al margen (Cuento Corto)


Notas al margen.

Nota - 1

El día en que Laura murió, las flores de las jacarandas adornaban bellamente el camellón por donde solíamos caminar todas las tardes. Las había vivas en las ramas, coloreando todo el follaje de aquellos fuertes árboles.  Las había en el pasto, en el camino de tierra y a los lados sobre el asfalto, muertas a merced de los transeúntes y de los vehículos que pasaban ignorando aquél límite de velocidad establecido.
  
Mirando aquél morado se podía sentir claramente la llegada de la primavera. El color vivo que suele aparecerse en estas fechas y que solo llega a brillar para después irse a guardar hasta su siguiente año.

Aquél día, en mi mente solo reinaba la confusión de saber a ciencia cierta si se había inmortalizado aquella imagen por el recuerdo de su partida o si su partida se había enmarcado en aquel caluroso cuadro de primavera. 

La veradad es que aún ahora sigo sin saber nada. Lo único es que desde aquella tarde, ver esos colores me hace sentir una inmensa melancolía, una tristeza que abrasa mi cuerpo con la misma intensidad que el sol bronceaba tu cuerpo en las playas a las que solíamos ir.

Nota - 2.

El amor florece, así como la primavera. Es la verdad, es así de simple.

Curioso es que comparemos nuestros sentimientos con las flores, tan delicadas que una ráfaga de viento se las puede llevar en un santiamén, ¿Será pues el miedo a que nuestros sentimientos sean arrebatados lo que nos llevo a tal comparación? 

A veces yo pensaría que la comparación debiera ser de riscos y mares. El mar siendo las otras personas y nosotros el risco. Firmes, pero que tras tanto tener y tanto entrelazar relaciones con el mar, nos vamos moldeando a sus caprichos sin defensa alguna. 

No sé si sea la intepretación correcta.

Nota - 3.

El aire que respiro es tan denso que siento que me asfixia. Las personas no existen más, son solo viejos recuerdos de lo que alguna vez fue esta pobre alma cuya inexacta definición de aquello que creía tan importante, terminó haciéndole cenizas regadas por el viento. 

Todo es soledad, el risco ya no se pelea con las aguas densas que ahogan mi ser. 

Laura, me despido de aquél eterno cuadro de primavera. 


viernes, 19 de mayo de 2017

[ESP] La vida en los tiempos de incertidumbre (Reflexión)

No sé el por qué pero traía en la mente al Gabo pero pues he ahí la razón de este título. Curiosa relación ya que la vida desde el principio de los tiempos ha estado llena de incertidumbre pero, para no perder la costumbre y continuar con la frase de "estos tiempos están peor que antes", creo que puedo darme ese pequeño lujo.

Desde que tengo memoria -y seguramente muchísimo tiempo antes-, ha habido crimen. La verdad, eso si, es que sabías en que zonas pasaba y por donde no debías pasar. Sabías que no tenías que andar presumiendo tu dinero pues era casi un hecho que te podría pasar algo. Eso era lo normal, era la situación del día a día. 

Habrá idealistas que digan que el crimen se puede desaparecer por completo y que a lo que deberíamos aspirar es a una sociedad utópica donde no se necesite robar, donde todos pensemos en todos y compartamos felizmente. Donde todos seamos "iguales" (economicamente hablando) y no exista la "necesidad" de robar. Pero yo no creo eso. 

El crimen es parte de la naturaleza humana pues aunque en muchas ocasiones se produce por la "falta de oportunidades", muchas veces se produce por los sentimientos de las personas o, al menos, esa es mi impresión. Claro que hay muchas variables que se deben de tomar en cuenta y decirlo de esta manera puede que hasta suene estúpido pero es mi manera de decir que el crimen no desaparecerá nunca. 

¿Es entonces esto una triste aceptación de la realidad? No, claro que no. 

Ciertamente se debe de controlar y debe de bajar a un nivel en el que se pueda vivir de una manera más tranquila. Que desaparezca el miedo a que "sin deberla ni temerla" termine tu vida en un santiamen. 

Ultimamente, Naucalpan se ha vuelto verdaderamente peligroso. Robos a mano armada en tiendas, robos de vehículos, a casa habitación... una verdadera variedad de crímenes que crecieron por la corrupción e ineficiencia de los gobiernos del municipio. 

¿A qué vamos a llegar? Si la situación no mejora, esto va a terminar en matar o morir. Para mi, el mejor delincuente es el delincuente muerto. Dicen que "muerto el perro se acabó la rabia" aunque todos sabemos que no es cierto en su totalidad, esto disminuye en gran medida la posiblidad del contagio. Obviamente hay un sistema judicial, hay un proceso que debe de cumplirse y estoy de acuerdo en que deba de respetarse pero cuando el sistema está tan "enmierdado" y corrompido, creo que no hay muchas esperanzas al respecto.

Obviamente, habría que tener consideraciones pues no es lo mismo robar una manzana porque te estás muriendo de hambre, que tener una banda de secuestradores o robacoches donde amedrentes y uses armas de fuego para realizar tus actos ilícitos, ¿Quién debería juzgar la gravedad de los actos? Pues el sistema judicial pero, pareciera que al final seremos nosotros los jueces y parte, las víctimas y los verdugos en estos casos. 

En este mes, ha habido asaltos a tiendas Oxxo -incluidos los clientes-, robos de vehículos a mano armada e intentos de secuestro. Cada semana que pasa, la inseguridad pareciera en aumento, la capacidad de respuesta de las autoridades -a pesar de ya contar con la Base de Operacionese Mixtas (BOM) del Mando único- se ha visto superada enormemente. Hay colonias donde los vecinos ya se coordinan con la policía para vigilar las calles, ¿Qué seguirá, estar armados para defender nuestras vidas, nuestras familias y nuestros bienes y propiedades? Seguramente.

Una situación triste pero a la que tenemos que adaptarnos, tanto ayudando a cortar la mala yerba como previniendo que vuelva nacer y, en estos tiempos de elecciones, pareciera que tenemos la opción pero, personalmente, yo lo veo difícil.

Los candidatos más fuertes son Delfina de Morena y Del Mazo con el PRI. Circula ya que Del Mazo aseguró un incrementó al transporte público si gana por lo que los transportistas ya traen su slogan en sus ventanas. Si este aumento ocurre, daría un aumento semanal de 40 pesos al menos para todos los que usamos el transporte público, ¿Y cómo carajos le van a hacer los que viven al día? 

La sombra del Peje sobre Delfina es enorme y aunque debo decir que creo es la única de la que he escuchado un plan ambiental, no me da la confianza suficiente... ¿Abstenerse? Na, para nada, eso no sirve. Sigo por la opción de anular mi voto, lo que al menos evita que algún partido se haga con él de maneras turbias. Dicen que Juan Zepeda es la opción "moderada" y que mejoró Neza (que aunque sigue estando mal, ya es menos) pero el PRD no más no me gusta; han gobernado la Ciudad de México por varios años y aunque ahora se ve más bonita, sigue con los problemas de inseguridad y las soluciones de transporte solamente han sido paleativas, no se ha corregido verdaderamente nada. ¿Chepina? Pues que les digo, se me hace que propone sin ningún fundamento, aslgo así como Del Mazo con su super pendeja idea del "salario rosa".  ¿PT y demás partiditos? Vividores del erario. ¿Independiente? Ya le están sospechando demasiados "nexos" con el PRI, por lo que parece, verdaderamente, una títere. 

Faltan 16 días y aún, yo no veo claro. Si existiera ya la llamada reforma electoral de #SinVotoNoHayDinero, mi voto anulado pesaría más pero por lo mientras hay que adaptarse y la verdad es que de lo único que estoy seguro es que #NiUnVotoMásAlPRI. 

miércoles, 17 de mayo de 2017

[ESP] Brisa de Verano (Cuento Corto)

Realmente hacía calor aquél día pero esa no es la razón por la que no he olvidado nada. Sigue -y seguirá- en mi memoria, porque fue en aquel momento cuando me enamoré de ella. Una brisa fue todo lo que necesite para saber que le amaba.

Miré su sonrisa sincera y su cabello rebelde. Tan suyos, tan lejos y que quisiera tan míos. 

Ella, recargada en aquél barandal de parada de autobús, simplemente sonrió hacia el infinito. ¿Para quién sería aquella sonrisa? ¿Cuál sería el motivo? No lo sabía y no lo sé pero, en aquél momento, deseé con todas mis fuerzas ser yo la razón, aunque eso me convirtiera en una sencilla brisa de verano. 

Sus ojos entreabiertos parecían fijar su ser más allá del horizonte, en un punto inalcanzable o quizás incomprendible para mi en aquél momento. Sus finos labios, aquellas delgadas líneas que mostraban su sonrisa, parecían saborear la frescura de la brisa que la acaricibia. Amortiguando el calor de la tierra y del sol; irónicamente haciendo todo lo contrario para mi contrito corazón. 

Fue el instante más duradero y eterno de mi vida, la relatividad del tiempo me pareció tan hermosa, tan simple y tan melancólica. La imagen se grabó en mi mente para simpre: su rostro en mi corazón cual marcapasos y sus cabellos como líneas de tatuaje en mis brazos. 

A veces, cuando la melancolía me invade, me pregunto si no fue acaso solamente un fugaz deseo, producto del calor y la volatilidad del verano.  Esos momentos en los que me siento tan ausente, imagino que mi alma se transmutó en la brisa y le acarició dulcemente sus hermosas mejillas, le rozó sus labios con un tierno beso y voló lejos, fundida en aquél mismo viento que se fue tras todo el polvo que el camión levantó.

Fueron pocos segundos que se sintieron eternos. Al final ella se fue y, a la vez, se quedó por siempre en mi. Es ese tatuaje, la razón por la cual espero aquí, a esta hora, en este mismo lugar. Esperando que algún día le traiga de vuelta para que esta vez, no se vaya sin mi. 




viernes, 24 de marzo de 2017

[ESP] Para los que nos quedamos... III


Involucrar a los demás.

[ESP] Para los que nos quedamos... II

Las entradas estarán escritas en orden cronológico por lo que no le veo razón de ser ha poner un enlace en cada uno, sírvase mejor usted mismo al vagar por este blog.

[ESP] Para los que nos quedamos

Esta semana me he enterado de dos muertes entre mis conocidos, el papá de una compañera de la universidad y una conocida de Twitter del mundo del anime. Por otro lado, este próximo 27 sería el cumpleaños número 70 de mi padre. Lo anterior unido al último libro que leí (Un año con Schopenhauer) y al libro que estoy leyendo (Así habló Zaratustra) me han motivado a escribir un poco. 

viernes, 17 de marzo de 2017

viernes, 3 de marzo de 2017

[ESP] De viejas costumbres

Es curioso como la gente se refiere a ciertos lugares, a veces por algo que hay cerca, por algo que sucedió o por algo que había anteriormente y esto último es algo que ocurre en mi ruta diaria. 


Para los que no conocen mis tierras, la zona que se presenta es un costado del estacionamiento más grande del mundo Periférico y, en específico, es donde se ubica el Palacio Municipal de Naucalpan. El punto es un cruce (por debajo) de la Av. Gustavo Baz Prada y por ende hay un paradero por debajo (Sobre la Gustavo Baz) y por encima (Ambas direcciones de Periférico). La ruta que tomó todos los días para ir al trabajo, pasa por donde se ubica la flecha y en ese punto hace parada. Lo curioso de este asunto es que siempre le dicen a la parada: "El premier".

¿Qué es el premier? La verdad es que desde la primera vez que lo escuché me surgió la curiosidad y buscaba lugares relacionados a esto pero jamás había encontrado algo. Dado que ahí está el Palacio Municipal de Naucalpan (oficinas de Gobierno), lo normal sería que dijeran: "Bajo en el Palacio" y no "Bajo en el Premier". Hoy finalmente la curiosidad fue muy grande y decidí preguntarle al chófer el por qué de ese nombre. 

Resulta que, anteriormente, había un cine muy grande y famoso por la zona (circulo azul en la imagen anterior), el cual era "Cine Premier", y pues la gente bajaba ahí para ir al cine. Lo curioso es que, esto data de hace más de 30 años. Oyeron bien, ¡Más de 30 años! Y pues ese cine ahora es solo una bodega abandonada. 




Mismo caso ocurre ahora para el Metro Toreo, o como realmente se llama: Metro Cuatro Caminos, estación inicial de la línea dos (la azul), del metro de la Ciudad de México. Anteriormente la zona tenía un "Toreo", donde pues había actividades taurinas, conciertos o eventos de lucha libre. Por ende, la gente en lugar de llamar al Metro que se encuentra cerca por su nombre, se le llamaba -bueno, aún se le llama- "Metro Toreo".  Actualmente el Toreo fue demolido y ahora hay una plaza enorme con Oficinas y departamentos: Parque Toreo. Al menos el nombre de "Toreo" sigue presente pero ya no con el mismo significado sino, quizás, para mantenerse en el colectivo de los mexiquenses. 




Quizás algún día alguien, dentro de unos años y que no haya conocido el Toreo de Naucalpan, se pregunte como yo: "¿Por qué le dicen Metro Toreo?"

¿Y ustedes conocen algún lugar que pase por lo mismo?

miércoles, 22 de febrero de 2017

[ESP] La zona de falso confort

Se le conoce como zona de confort a ese momento en tu vida en la que llegas a un punto en el que ni hay avances ni hay retrocesos (aparentemente), en el que has logrado un modo de vida confortable que no te presenta un riesgo y cuyos beneficios son bastante agradables pero, siempre hay un pero, muchas veces esta situación esconde sueños frustrados, ideas ahogadas y una esencia restringida y he ahí la razón de la falsedad.

Una zona de confort debería ser ese lugar al que llegaste tras mucho esfuerzo recompensado, donde has logrado tus objetivos y que cuando empieces a desear algo más, la sensación que te envuelva sea de reto y emoción, no de desdicha y sufrimiento. 

Y, a todo esto, ¿Qué pedo?

Pues bien, la verdad es que estoy estancado en una zona de falso confort. Cada mañana al despertar es una lucha incesante por querer seguir dormido o comenzar el día. La lucha es dura, el sonido de la alarma no da cuartel, el pensamiento comienza a activarse y la sola idea de permanecer más tiempo en el transporte público, tanto por la mañana como por la tarde al regreso, es mucho más fuerte que las ganas de seguir descansando por lo que me levanto, salgo de ese pequeño espacio prestado que es el cuarto en el que vivimos en la casa de mis suegros y voy al baño. Después bajo, enciendo el calentador de agua y comienzo a preparar el desayuno. 

Tras vestirme salgo a la calle para que la mayoría de las veces vea pasar un camión y tenga que esperar al siguiente. Algunas veces ya viene lleno otras no, leer me resta un poco esa incomodidad que poco a poco se me va manifestando por lo que de ser posible lo hago (si viene con luces el camión y/o si hay espacio para ir sentado). Tráfico en Periférico.

Llegó al metro Cuatro caminos y resulta que hasta en el camino de los andenes hacia las taquillas hay tráfico, culpa de los estúpidos estudiantes de la FES Acatlán y algún otro paisano idiota que comienzan a recortar el paso de los que vamos entrando al metro por querer apurar su salida del mismo. Si corro con suerte hay suficiente lugar para poder ir leyendo de pie, pero cualquier retraso que haya tenido antes se llega a pagar caro, convirtiendo el metro en una lata de sardinas ajustadas en las que ni un pedo puede salir de uno porque simplemente ya no hay más espacio. Y hay lugares peores como Pantitlán pero bueno eso es harina de otro costal.

(Como leyeron el solo hecho de recordarlo me hierve la sangre).

En fin, salgo del metro, camino y llegó a una oficina donde mi reciente puesto adquirido con tanto orgullo hacia poco tiempo, ahora no es más que una tontería. Quizás mea culpa, quizás no pero, eso a estas alturas es lo de menos. 

Estoy aplatanado por aproximadamente 10 a 10 horas y media y emprendo el regreso a casa, camino que me espera un mayor desgaste de tiempo, vida y zapatos, entre una mayor cantidad de empujones, menor espacio, retrasos del transporte público y más tráfico. Si, MÁS TRÁFICO.

El tiempo en la oficina trato de emplearlo lo más productivo posible, pero llega a ser tan tedioso que simplemente pienso que vengo a que mis nalgas hagan dinero. No de la manera en la que lo hacen las putas, claro está.

En casa disfruta de unas cuantas horas que me sirven para platicar con mi esposa, convivir con la familia y mis hobbies. Todo a prisa para no dormir tarde y poder despertar más temprano pero, ¿A quién engaño? La culpa de no poderme despertar antes no es de la hora de dormir sino de mi modo de vida. 

¿Por qué no simplemente huyo? Porque tengo gastos que cubrir ciertamente pero lo principal es: porque no tengo un destino a donde llegar. Por ahora sé que me quiero ir a Querétaro a disfrutar de nuestra casa pero la oferta de trabajo no está tan excelsa por lo que no he podido encontrar algo que me ayude a solventar la deuda. Conforme pasa el tiempo voy terminando gastos y eso es lo que me mantiene a flote. Pero estando allá, ¿Qué haré? 

Ahora que lo pienso detenidamente, me doy cuenta que seguía en lo mismo: anhelaba estar allá para hacer uso de mis "horas libres". De poder salir con las mascotas por la tarde, de salir a andar en bici los sábados temprano, de nadar en la alberca, de disfrutar de la tranquilidad, de tener mi estudio de juegos y pintura en su máximo esplendor, de pasar "tiempo de calidad" con mi esposa. ¿Y el trabajo? Pues bien, lo que caiga que me de el dinero para mantenerlo. Quizás al principio lo disfrute pero llegará un punto en el que estaré llegando nuevamente a esta situación, la historia se repite y los humanos somos expertos en no hacer nada por cambiar eso. 

Desgraciadamente (o quizás todo lo contrario) a la vida no se le puede dar "reset". Por lo que se tiene que vivir con las decisiones que se han tomado pero lo bueno es que siempre tenemos la oportunidad de tomar nuevas decisiones y es algo que quiero hacer pero que estoy trabajando aún en ello aunque, al menos, ya tengo un paso adelante: ya se que no quiero.


sábado, 21 de enero de 2017

[ESP] Dos películas a recomendar

Dado que las salidas al cine han disminuido bastante, el uso de Netflix ha tenido un aumento notable y la verdad es que me he topado con muy buenas películas las cuales les quiero recomendar para estas tardes enpiernadas, ya sea con su pareja o con su cobija, y puedan disfrutar de una agradable tarde sin salir de casa (disminuyendo así el gasto de la gasolina y la contaminación, jajaja).

jueves, 19 de enero de 2017

[ESP] Nieve Maya (Reseña)


Promocionado como otra obra de Lucie Dufresne, autora de Quetzalcóatl, el hombre huracán, me esperaba por el título que fuese algo prehispánico, error mío y de mi esposa, pues no nos fijamos en la portada. Además cuando vamos de cacería de libros no leemos las reseñas o resúmenes de las contraportadas porque luego algunas están tan mal hechas que terminamos desechando, quizás, un buen libro. 

Les juro que pensé en todo menos en cocaína...


Pues bien, este libro trata sobre el narcotráfico en Quintana Roo, en los noventas. La protagonista es una chica canadiense y el escenario son las ruinas de Cobá, Muyil y las playas de Quintana Roo, todo fuertemente aderezado de la turbia política mexicana. 

miércoles, 18 de enero de 2017

[ESP] Recuento de los daños


Pues bien, ya me estaba olvidando un poco del blog, la verdad es que la vida en el trabajo ha sido bastante aburrida y ni ganas de escribir me dan. Pero debo de dejar de procrastinar y comenzar a escribir, sino se me va a olvidar este arte que requiere de esfuerzo constante y práctica sonante. 

Retomando algo del año pasado, inclusive dejé de leer en los últimos meses. Podría decirse que comencé a pensar que estaba desperdiciando mi vida en un solo pasar de días y noches. Aunque tuve experiencias alegres y felices, otras tristes y ratos de diversión, sentía que de manera sustancial estaba dejando pasar mi vida y sin hacer nada al respecto. El año pasado fue algo flojo y solamente leí 18 libros, creo que hubo varios meses en los que me la pase sin leer nada, solamente durmiendo en el trayecto a casa en nuestro confortable transporte público. 

Por otra parte, el plan de irnos a Querétaro parece ser que no se podrá efectuar a corto plazo, a excepción de que me hablen para alguna de las ofertas a las que he aplicado pero bueno, algunas de las que tenía más esperanza ya tienen algo de tiempo y las únicas llamadas que he recibido son para tarjetas de Santander... jodidamente jodido pues. En fin, sea como sea me he puesto algunos objetivos los cuales quisiera cumplir en su mayoría para este año. 

Quizás haya que tomar algunas decisiones difíciles pero a final de cuentas así es la vida.